Pasión por los Negocios

Por Demian Duarte

El autor es periodista con 27 años de experiencia, usted le puede contactar en demiandu1@me.com y en Twitter @demiandu

Créalo o no este fin de semana fue muy político y sobre todo definidor de escenarios, entre los 3 partidos, o más bien las tres fuerzas que aparecen como los contendientes en el proceso electoral del 2017, en especial porque se comienzan a poner claras las posiciones respecto a lo que muchos ven como la contienda central… Es decir la pelea por el Senado.

Y mire, todos están presentado juego para saber como reaccionar el mercado, así que le platico.

En el PAN algún insensato cree que puede ganar poniendo a Ramón Corral Ávila como cabeza de fórmula, para nadie es un secreto que el excandidato a la gubernatura del estado es el mentor de Damian Zepeda Vidales, actual secretario general del partido en lo nacional, pero de ahí a darse un balazo en el pie, yo lo dudo.

Y lo pongo con claridad, Ramón Corral es un cartucho quemado, responsable de que Guillermo Padrés ascendiera en la política, puesto que el exgobernador fue su coordinador de campaña, ademas usted debe recordar que fue derrotado en 2003 por Eduardo Bours a pesar de su ridícula y cursi campaña aquella que decía “De Corazón por Sonora”.

Así las cosas, si en el PAN ponen a Ramón Corral, veo a un partido que difícilmente estará competitivo, pues se trataba de que los perfiles nuevos del blanquiazul saltaran a escena y no se ve como ante la loca idea de Damián, ahora Cuauhtemoc Galindo y Enrique Reina, exitosos alcaldes de Nogales y San Luis Río Colorado puedan competir, o como Luis Serrato Castell, quien realmente la ha trabajado y debería de encabezar la fórmula, podrá competir.

Es curioso pero el Comité Ejecutivo Nacional del PAN dijo que en Sonora la selección de candidato será por el vil dedazo, y eso significa que nada de lo que muchos pensaban que era operativo va a ocurrir.

Ahora eso no significa que en el PRI las cosas vayan al máximo, en especial porque Gilberto Gutiérrez Sánchez, el dirigente tricolor no atina a marcar un rumbo y está en una etapa en la que los aspirantes le crecen, como al que compró un circo y luego le crecen los enanos, pues se ve como un dirigente rebasado por los intereses regionales y por los modos en que se manejan los distintos tos grupos.

Imagine que hoy a 7 meses de la elección tiene 4 frentes abiertos, sin definir por ejemplo como manejará la rebelión de Cajeme con Ricardo Bours de aspirante al Senado, pero también con Sylvana Beltrones como la elegida de usted ya sabe quien y con Epifanio Salido Pavlovich como el puntero en lo local y el secretario de gobierno Miguel Pompa Corella, en 2 y 3 porque no acaba de definir si se va de candidato o se queda en el gabinete.

En pocas palabras, ante el impasse en el PRI y el PAN, quien está sacando cuentas alegres no es otro que Alfonso Durazo Montaño, el dirigente de Morena que nomás mira como trae confundidos a sus rivales y alista las formas para convertirse en el candidato del Movimiento de Regeneración Nacional que encabeza el “Peje”, porque usted ya sabe a río revuelto ganan los pescadores.

***

En la contienda del PAN hay más que mar de fondo, Cuauhtemoc Galindo y Enrique Reina están protagonizando una suerte de rebelión que bien podría poner al panismo fuera de combate en la contienda por el Senado, y aunque no he escuchado una reacción directa de Luis Serrato a la potencial imposición de Ramón Corral no veo un escenario en donde el coordinador de la bancada del PAN esté contento con que lo sienten. Ahí el megafail es de Damian Zepeda, a menos que sea un simple y directo engaño para el enemigo.

Anuncios

Dejar respuesta

Dejanos tu comentario
Por favor escribe tu nombre