Pide apoyar a Célida López y llama a los ciudadanos a participar en la solución a los problemas de Hermosillo

Demian Duarte

Angelina Muñoz Fernández le dio cerrojazo a la administración municipal 2015-2018 de Hermosillo luego de disculparse públicamente por las inconveniencias generadas por el gobierno que inició Manuel Ignacio Acosta durante poco más de 2 años y que le tocó a ella culminar en medio de una fuerte problemática financiera y de inseguridad.

Sin embargo dijo que con mucho orgullo hoy se entrega una ciudad en mejores condiciones que la recibida hace 3 años.

“Hicimos lo mejor con lo que tuvimos al alcance, pero sin duda les quedamos a deber, les ofrezco una disculpa por las inconveniencias que les hemos causado, y les exhorto tener en mente, que para que nuestro municipio alcance su potencial se requiere de la participación de la ciudadanía en las soluciones a los problemas que sufre la ciudad”, recalcó.

La arquitecto, no obstante, pidió reconocer y no ningunear los logros del gobierno municipal, alcanzados por su predecesor y pidió a los ciudadanos de la capital de Sonora apoyar a Célida López Cárdenas, quien asumirá como presidenta municipal este domingo 16 de septiembre.

“Le deseo una exitosa gestión, quedó atenta a su llamado y les pido que le den su apoyo”, dijo de la próxima alcaldesa.

Muñoz Fernández ofreció un amplio mensaje a los asistentes a la sesión solemne del Cabildo, en donde justificó que el municipio enfrenta una situación de ahogo presupuestal, donde dispone de muy escasos recursos, pues manifestó que el 95 por ciento de los ingresos se van a gasto corriente y solamente un 5% se va a gasto de inversión.

“No dejamos un ayuntamiento desordenado en lo administrativo, sin embargo las finanzas municipales padecen una seria falta de flujo”, subrayó.

Muñoz Fernández aseguró que el municipio opera anualmente con un presupuesto de 3 mil 313 millones de pesos, de ellos recursos propios son 1 mil 386 millones, el 41.8% y el resto viene de participaciones y aportaciones federales

“La mayor parte de esos recursos vienen etiquetados para servicio de deuda y pago de sueldos en seguridad pública, de cada 100 millones recibimos 18, porque se descuentan anticipadamente, pagos así que solo tenemos 104 millones de pesos para inversión. el 95% para gasto corriente y el 5% para inversión”, acotó.

Además, el deficit financiero contra el presupuesto aprobado es de 300 millones de pesos, de aquí surge la complejidad para atender las demandas de los ciudadanos.

En ese sentido manifestó que esa condición en particular, hace prácticamente imposible realizar esfuerzos tangibles respecto al gobierno del municipio, aunque aseguró que este septiembre de 2018 se entrega una ciudad y un municipio en mucho mejores condiciones que la que ellos recibieron de manos de Alejandro López Caballero.

Es importante entender la situación real, la escasez de recursos nos obligó a hacer más con mucho menos, aseguró.

“No es cierto que el  municipio esté colapsado, entregamos condiciones totalmente distintas a las que recibimos”, manifestó.

Muñoz Fernández reconoció que hubo fallas en servicios básicos como la recolección de basura, sin embargo sostuvo que se atendieron los problemas como el del alumbrado público, al entregar la modernización y operación del mismo en concesión a las empresas Lux y Construlita.

En el tema de seguridad pública, dijo que se dejó una fuerza en condiciones operativas clon 1 mil 200 elementos activos, con equipo y capacidad de respuesta.

“No es cierto que la situación se nos haya desmoronado en seguridad, y a diferencia de otras ciudades capitales, nos encontramos en mejor situación, y en mejor condición que la recibida con recursos humanos y equipo, 1 mil 200 policías y 190 patrullas”, recalcó.

La presidenta municipal aseguró que en lo económico, se generaron casi 20 mil empleos y que se captaron inversiones privadas por 5 mil 700 millones de pesos.

Anuncios

Dejar respuesta

Dejanos tu comentario
Por favor escribe tu nombre