Agencias

Katie Sowers se convertirá el próximo 2 de febrero en la primera mujer en llegar al Super Bowl como entrenadora asistente, cuando los 49ers de San Francisco se enfrenten a los Jefes de Kansas City.

Sowers, quien es la primera entrenadora abiertamente gay de la NFL, fue contratada por los 49ers en junio de 2017 y está en su cuarta temporada en la NFL.

Jugó con los Titanes de la ciudad de Kansas City, equipo que forma parte de la Women’s Football Alliance, y ha competido por Estados Unidos en el Campeonato Mundial Femenino IFAF; sin embargo, dejó de jugar tras una lesión en la cadera.

De 2012 a 2016 se desempeñó como gerente general del equipo femenil de los Titanes y trabajó como consultora de USA Football, de acuerdo con ESPN.

En 2016, trabajó en estrecha colaboración con el entrenador asistente de Atlanta, Kyle Shanahan y un año después llegó a los 49ers como parte de la beca Bill Walsh para la diversidad de entrenadores en la NFL y, debido a su desempeño fue contratada por el equipo.

En 2017 habló públicamente sobre su sexualidad por primera vez en una entrevista con Outsports.com. Indicó que le había comunicado a su familia sobre su orientación sexual mientras estaba en Goshen College en Indiana.

«Hay muchas personas en la NFL que se identifican como LGBT, como en cualquier otro negocio, pero no están cómodos con hablar en público sobre su orientación sexual.», detalló al medio entonces.

Sowers tiene una maestría en kinesiología con énfasis en pedagogía, por parte de la Universidad de Missouri Central.

Anuncios

Dejar respuesta

Dejanos tu comentario
Por favor escribe tu nombre